Familia monoparental: Definición, caracerísticas, ventajas y más

La familia es la institución más importante del ser humano, estas por lo general presentan características muy variadas siendo todas diferentes entre sí. Unos de los tipos de familia es la familia monoparental, en las que un menor es criado por uno solo de sus padres por causas varias.

Familia monoparental

La familia es el primer grupo social al cual pertenece un individuo, existen muchas variaciones y una de ellas es la familia monoparental que actualmente vemos con mucha frecuencia en nuestro entorno social, esta familia consiste en un núcleo conformado por uno de los progenitores y los hijos. Se da cuando el otro padre falta y el que queda debe tomar las riendas y hacerse cargo de los hijos. Esto lo conocemos popularmente como “madres o padres solteros”.

Esta normalmente no suele ser elegida voluntariamente, sino que se da por factores externos que la propician como puede ser la muerte de uno de los integrantes, el abandono o la separación, aunque también existen casos en los que se crea mediante la adopción de menores, en fin, para determinar que existe una monoparentalidad debe existir un progenitor a cargo de sus hijos bien sea viviendo solo con ellos en un núcleo individual o formando una familia un poco más numerosa o extensa.

Este tipo de familia actualmente se suelen ver con regularidad, mayormente en países y lugares pobres donde abunda el número de embarazos adolescentes, los cuales por darse en jóvenes que no han alcanzado la suficiente madurez para enfrentarse a las consecuencias de sus actos, de ello deriva en abandono, también es causante la delincuencia, la alta tasa de mortalidad o la necesidad de muchas personas de salir del país para encontrar empleo.

Son muchísimas las causas que pudieran causar un desequilibrio en el núcleo familiar. Sin embargo, una familia monoparental puede ser igual de feliz que una familia tradicional siempre y cuando el progenitor que esté a cargo de los hijos cumpla su papel sin intentar usurpar el papel del otro, ni hablarle mal a los hijos del progenitor faltante ya que de esta manera si se podrían ocasionar daños a nivel psicológico y emocional.

Se recomienda, cuando la ausencia surja a raíz de un accidente, muerte o desaparición que la familia sea tratada por especialistas para ayudarles a superar esta ausencia. Y cuando sean familias monoparentales extensas se deben delimitar bien las funciones y reglamentos a fin de no toparnos con una confusión de autoridades.

Definición legal

Legalmente se conoce a este tipo de familias como núcleo familiar monoparental y engloba todas las funciones de una familia tradicional, como proporcionarles vestido, alimentos, salud y educación a los integrantes de esa familia, solo que esta responsabilidad recae únicamente en el progenitor que queda a cargo de la familia, el cual si se verá frente a una responsabilidad más grande, pero deberá afrontarla eficientemente a fin de proporcionarle seguridad y un correcto desarrollo a los hijos. (Ver articulo: Funciones de la familia)

Cuando uno de los progenitores fallece o se ausenta indefinidamente la custodia de los hijos pasa a ser únicamente responsabilidad de uno de los progenitores, sin embargo, los jóvenes deben cumplir los siguientes requisitos, ser menores de edad o en caso de que sean mayores deben estar considerados como discapacitados, esto para adquirir el nombre legal de familia monoparental.

También se da el caso de familias tradicionales que se encuentran en estado de monoparentalidad temporalmente, esto puede ser cuando uno de los progenitores se ausenta por un tiempo y la custodia y responsabilidad de los hijos queda momentáneamente delegada a un solo progenitor esto puede darse en caso de enfermedades largas, encarcelación, migración o cambio de domicilio por empleo.

Estas familias pueden clasificarse de muchas formas, pero legalmente solo se divide en dos categorías, la general que se trata de padres solteros con hijos menores de edad a su cargo y la especial que nos menciona a los padres que se encargan de cuidado de hijos mayores de edad, pero con condiciones especiales que le generen discapacidad.

Es importante acudir a las autoridades en el momento que se comience a presentar la ausencia de uno de los padres a fin de determinar el tipo de ausencia y decidir si la custodia será entregada a un solo progenitor ya que de esta manera el podrá tener el total derecho sobre el niño,así como la responsabilidad de responder por los actos de este.

Características

Una familia monoparental es muy similar a las familias tradicionales solo que, con la ausencia de uno de los padres, esto puede lograr superarse si se cumplen todas las funciones y cada integrante cumple con su rol dentro de la familia. Este tipo de familia a pesar de ser muy similar a muchas otras tiene ciertas características que la hacen ser diferente, las cuales son:

Unión: Normalmente este tipo de familias al ser más reducida en tamaño está consolidada con bases de amor bastante fuertes lo que favorece la unión y compenetración de cada uno de los miembros. Es importante, si esto no es así que se trabaje para lograrlo ya que es una excelente manera de afrontar las situaciones.

Comunicación:la extensión de la familia también depende mucho de la comunicación, ya que al convivir pocos miembros dentro del hogar la comunicación será mucho más constante y se requerirá de ella para lograr la armonía y el buen funcionamiento además de la integración entre cada uno de los miembros.

Sensación de vacío: estas familias a pesar de ser muy unidas y tener una excelente comunicación siempre van a sentir la ausencia de uno de los miembros, en fechas festivas como la celebración de día de la madre o el padre ya que el progenitor a cargo puede cumplir las funciones, pero jamás va a lograr suplantar por completo al otro progenitor.

Habilidad para manejar recursos: cuando el progenitor a cargo tiene más de un hijo la responsabilidad es mucho mayor razón por la que comienzan a desarrollar habilidades para manejar el tiempo para dedicarse a su cuidado, pero a su vez a trabajar y rendir los recursos económicos a fin de suplir todas las necesidades que se puedan presentar.

Colaboración constante: en el mantenimiento de estas familias tanto el padre como los hijos tienen un papel importante para que funcione correctamente, desde pequeños comienzan a colaborar en labores de la casa, los hermanos más grandes a ayudar a los más chicos para permitir que el progenitor pueda laborar y rendir eficientemente en su empleo.

Compañía y consuelo: por lo general estas familias son muy unidas, y se acompañan en todo momento y juntos consuelan la falta de uno de los progenitores. Cada uno es un apoyo del otro y se motivan para mantener un estilo de vida decoroso.

Necesidad de atención terapéutica: al igual que las familias disfuncionales, estas familias requieren de una atención terapéutica constante para ayudarlos a superar la ausencia del progenitor y a entender evitando depresiones o ataques de culpa, así como problemas de agresividad ocasionados por la frustración que podrían derivar en delincuencia o actos vandálicos. Aprende todo sobre familia disfuncional.

Tipos y variaciones

El tipo de familia monoparental va a depender muchísimo de las condiciones que la hayan ocasionado así como de la situación en la que vivan actualmente, también del padre que esté ausente, en fin muchos factores determinaran el tipo de familia monoparental frente al cual estemos. Independientemente del tipo de familia que sea las funciones y características son las mismas presentando algunas variaciones por la cantidad de miembros que estén involucrados siendo el núcleo extensa o numerosa.

Entre las razones que pudieron haber ocasionado el surgimiento de este tipo de familias podemos mencionar aspectos involuntarios, tales como la muerte, desaparición o abandono de uno de los miembros, en estos casos es más necesaria la ayuda terapéutica para lidiar con el trauma que pudo haber dejado esta ausencia y más aun cuando los niños compartieron algunos años de su vida junto a él.

También una de las variaciones es cuando la familia no es monoparental sino que entra en este estado momentáneamente mientras uno de los progenitores se encuentra  ausente de manera temporal bien sea por salud, trabajos o que sean víctimas de la prisión, en este caso se le otorga la custodia y las responsabilidades que esta incluye al padre que queda a cargo para que este tome las decisiones inherentes a esta función.

En el caso de cambio de residencia se considera como un caso voluntario y es hablado con anterioridad para arreglar los detalles para que el menor no se sienta abandonado. También existen familias monoparentales que son así desde el principio, normalmente estas son por madres que adoptan a menores de edad con el fin de darles un hogar y una educación, esta adopción no es fácil de conseguir pero si determinan que una persona soltera está capacitada emocional y económica para criar un bebe le darán la oportunidad.

Los tipos de familias monoparentales más comunes que veremos durante el día a día son las siguientes:

Familia monoparental materna

Esta es la variación de la familia monoparental mas común que vemos, normalmente nos conseguimos con madres solteras encargadas de la salud, la protección y el mantenimiento de los hijos. Esto se conoce también como familia monomarental aunque este nombre no pertenece a ningún diccionario sino más bien es un término coloquial utilizado para diferenciar las madres de los padres solteros a cargo de hijos. Las madres solteras con hijos a cargo reciben muchas veces beneficios por parte del estado, consideraciones y ayudas con los que los padres en esta misma situación normalmente no cuentan.

Esta se da con mucha facilidad y normalmente son familias más unidas las que están a cargo de la madre por esa facilidad que tienen las madres de dividir el tiempo, de lograr que les alcance para todo y la capacidad que tienen de brindar amor bajo cualquier circunstancia y la facilidad con las que las mujeres demuestran sus sentimientos. También es más común que mujeres logren adoptar niños siendo solteras y de esta manera conformen una familia monomarental o monoparental materna.

El instinto materno siempre ha guiado a estas familias y son bastante feliz y protegidas a pesar de que la mujer se enfrenta a muchas responsabilidades hasta el momento han sabido salir airosas y lograr mantener un trabajo y a los hijos. Se han realizado encuestas y estudios que determinan que el 70% de las familias monoparentales tienen a la madre como progenitor a cargo, y de ese 70% por lo menos la mitad son madres adolescentes que fueron abandonadas por su pareja y deben hacerse cargo de sus hijos solas.

Siempre es importante que tanto la madre como el padre que quede a cargo deban cumplir sus funciones eficientemente y siempre evitar hablarles mal a los hijos del progenitor ausente, intentar generarles odio o pretender que lo olviden. Es importante dejar los rencores atrás y centrarse en la salud mental de los hijos para esto es bueno que las madres en conjunto con sus hijos vayan a terapias y reciban ayuda psicológica que les permita lidiar con esta ausencia sin efectos secundarios.

Familia monoparental paterna

A pesar de no ser lo más común los padres también pueden criar a sus hijos en solitario, muchas mujeres los abandonan a cargo de sus hijos o en caso de que estas fallezcan ellos tienen que tomar las riendas de la familia. Por no ser tan común este papel normalmente no es valorado ni se le da la importancia que se merece. Existe un dicho bastante falso pero muy popular que reza “padre es cualquiera y madre solo hay una” esto indica que socialmente el papel del padre es menospreciado exaltando las virtudes de la mujer dentro de la familia.

Esto genera que los jóvenes que se crían sin una madre sientan su ausencia durante toda su vida, a pesar de que el padre cumpla con las funciones que le correspondan. Otra muestra del menosprecio de las labores del hombre como padre es la dificultad que estos presentan para adoptar a un niño en solitario, resultando una meta casi imposible para los hombres, lo cual se puede entender como discriminación de género.

Por lo general los niños que crecen solo con sus padres suelen ser más independientes en la realización de sus tareas personales y con una fuerte orientación a la realización de las tareas domesticas para ayudar al padre. Normalmente los hombres son más cerrados en cuanto a la demostración de emociones y sentimientos y no son tan emotivos como las mujeres lo que le puede generar a los jóvenes confusiones emocionales y depresiones o independencia emocional, según como lo tome el niño.

Afrontar la ausencia de la madre siempre resulta mucho más difícil, quizás por el hecho de que los niños se desarrollan en un vientre y comen de su pecho durante sus primeros días de vida y esto genera un vinculo que jamás podrá destruirse, por lo que la terapia familiar en estos casos pasa de ser opcional a obligatoria ya que los niños podrían crear un rencor al no tener la presencia de la madre y compararse constantemente con otros que si tengan presente a sus madres.

Familia monoparental nuclear

Esta familia es en la que vive únicamente un progenitor con sus hijos, sin la influencia de abuelos, hermanos, tíos u otros agentes. Está constituida únicamente por los hijos biológicos. En caso de constituir una familia monoparental esta es la manera ideal en la cual deberían criarse los niños para evitar la confusión de roles y autoridades.

Normalmente en estos hogares es muy normal la confianza y la comunicación ya que son pocos integrantes, dos en algunas ocasiones y deben mantener vivos los vínculos del amor y la convivencia para no sentirse solos. Dentro del núcleo familiar debe existir comunicación constante, los hijos deben estar al tanto del porqué de la ausencia del progenitor que no este y tomar medidas para que esto sea entendible y aceptable.

El progenitor que queda a cargo normalmente es el responsable del sostén de la familia, así como de suplir las necesidades económicas pero los hijos también tienen un papel importante y unas funciones con el fin de que esta sea una familia exitosa, deben contribuir en las labores del hogar mientras les sea posible y colaborar para que exista una estabilidad emocional mostrándole sus sentimientos al padre o madre que este a su cargo expresándole oportunamente su gratitud así como haciéndole saber algún problema o incomodidad que sienta.

Familia monoparental con hijos adoptivos

Esta es la que está conformada por vínculos de afinidad y ningún lazo sanguíneo. Sin embargo igual se consideran como una familia en la que debe reinar el amor el respeto. Normalmente esta tiene como sostén de familia a la madre ya que es muy raro que un hombre soltero logre adoptar a un niño, sin embargo no es muy común ya que uno de los principales requisitos para conseguir una adopción es que tengan una familia conformada para brindarle estabilidad al niño.

Pero existen casos de mujeres solteras que han cumplido con todos los requisitos requeridos y le dan la oportunidad de brindarle su hogar a un niño. Por lo general son mujeres con problemas de fertilidad o que han perdido a su pareja antes de embarazarse, antes de darle la adopción reciben consultas psicológicas a fin de determinar su estabilidad mental y emocional, y si requieren adoptar a un niño para llenar algún vacío, en caso de ser así la adopción será negada.

Familia monoparental numerosa

Esta también puede conocerse como familia extensa y se trata de madres o padres solteros que viven con sus hijos y además con sus padres o algún otro pariente, es muy común conseguirnos con este tipo de familias en lugares de bajos recursos, donde las familias viven juntas por no tener el dinero suficiente para independizarse o no se sienten capacitados para comenzar a vivir solos con hijos a cargo y requieren del apoyo de la familia.

Esto lo vemos con mucha frecuencia en el caso de madres adolescentes que fueron abandonadas por el padre de la criatura y se han quedado viviendo en casa de sus padres y ellos colaboran e intervienen en la crianza del menor, los padres de la madre normalmente se ocupan del mantenimiento económico del niño o cuidan de sus necesidades mientras la madre joven trabaja en la calle. (Ver articulo: Tipos de relaciones)

En muchos casos esto es visto como algo positivo ya que al vivir en una familia extensa se siente menos la ausencia del progenitor faltante ya que los demás miembros de la familia sirven de apoyo y consuelo además de colaborar en los gastos y en el cuidado tanto de los hijos como del hogar, sin embargo esto no es totalmente beneficioso ya que al convivir con varias personas se puede crear una confusión de roles en los que diferentes opiniones y caracteres influyan en la crianza del niño.

Es importante siempre recordar que existe una ausencia que no puede ser sustituida por ningún otro familiar bien sea abuelo, abuela, tío o cualquier otro parentesco y el intentar poner a un tío como figura paterna o a una abuela como figura materna únicamente creara daños psicológicos y confusión en el desarrollo normal del niño. Siempre se debe enseñar al niño a convivir con todos los miembros de la familia entendiendo como autoridad a su madre o padre y haciéndole entender que existe una ausencia de uno de sus padres, pero jamás intentar que lo olviden y lo suplanten.

Ventajas

Siempre es una ventaja convivir dentro de una familia ya que es dentro de ella donde aprendemos nuestras primeras lecciones, así como aprendemos a relacionarnos con nuestros familiares y con la sociedad en general. Es el primer grupo social al cual pertenecemos y siempre resulta gratificante contar con personas que se encarguen de nuestro bienestar y nos den la libertad para mostrar nuestra forma de ser y sin presiones.

La familia monoparental a pesar de no tener las mismas características de las familias tradicionales sigue siendo considerada una familia como cualquier otra ya que igualmente esta constituida bajo las bases del amor y la confianza, y es un núcleo familiar que debe ser respetado como cualquier otro núcleo familiar. Crecer y desarrollarse en familias con estas características tiene ventajas y desventajas, entre las ventajas mas llamativas podemos mencionar las siguientes:

Mayor unión: una de las ventajas de crecer en este tipo de familias es la unión que se desarrolla entre los integrantes de ella, ya que, al ser un grupo reducido de personas, se unen para afrontar los problemas y para hacer la convivencia más llevadera. Se suelen tener mucha confianza.

Cooperatividad: vivir en estas familias no es nada fácil y se deben asignar y delegar muchas funciones o tareas a todos los integrantes, sin embargo, esto suele ser beneficioso ya que se crea un instinto de ayuda y cooperatividad que los acompañara durante toda su vida siendo útil para desempeñarse dentro de la sociedad.

Complicidad: la convivencia constante y el tener que superar problemas y dificultades juntos crea dentro de estos hogares un ambiente muy bonito de complicidad, donde los individuos tienen la confianza suficiente para contar sus problemas e idear un método juntos para resolverlos, además de alegrarse y motivarlos en cada uno de sus logros.

Buena actitud frente a los problemas: este tipo de familia siempre se va a encontrar frente al problema de la ausencia, sin embargo, esto cuando es bien aceptado y recibe ayuda terapéutica se convierte en una ventaja ya que les muestra a los jóvenes que no existe ningún tipo de problema que ellos no puedan superar correctamente y seguir adelante según lo que la vida les otorga.

Se evitan las discusiones: otra de las ventajas de este tipo de familia es la ausencia de discusiones, ya que en muchas familias surgen muchas discusiones respeto a la crianza de los niños y a las normas dictadas, pero en el caso de ser solo una persona quien decide se evitan todas estas discusiones.

Desventajas

Debemos recordar siempre que estamos tratando con una ausencia, con la falta temporal o absoluta de alguien tan importante como lo es alguno de los progenitores, es por esto que aunque se pueda manejar y superar siempre se sentirá la ausencia y esto dejara marcas permanentes en las personas. Algunas de las desventajas que tiene crecer sin uno de los padres son las siguientes:

Poca cantidad de recursos económicos: cuando una persona soltera queda a cargo de los hijos comienzan a generarse deficiencias económicas, esto se debe a que cuentan con un solo sueldo y ademas no pueden dedicarse a tiempo completo al trabajo por cuidar de los hijos y de las labores del hogar.

Monotonía y rutina constante: la vida de los padres de esta familia viven por completo dedicadas al trabajo, a los hijos y a las labores del hogar sin tener la posibilidad de desconectarse de toda esta rutina y comienza a generar cansancio.

familia monoparental

Problemas psicológicos: el crecer con la ausencia de uno de los padres puede ocasionar muchos problemas a nivel psicológico y emocional, tales como agresividad, depresión o baja autoestima por el sentimiento de culpa que viene luego del abandono o separación, para evitar estos daños es necesario mantener una atención psicológica con especialistas constantemente.

 

(Visited 6.377 times, 1 visits today)
Categorías Familia

Deja un comentario